Mentalidad Empresarial

La Mentalidad Empresarial de éxito es una característica de algunos emprendedores que les permite sacar adelante sus negocios eficazmente y hacerlos escalables, pero también es una mentalidad que se da en algunos empleados, como veremos más adelante.

Mentalidad Empresarial Pon en marcha tu cerebro

Definición de Mentalidad empresarial

La Mentalidad Empresarial se podría definir como un conjunto de actitudes o formas de hacer, que permiten desarrollar las aptitudes, conseguir la motivación, el grado de responsabilidad y la perseverancia necesarias para hacer realidad una visión y para desarrollar oportunidades económicas o de servicio.

La Mentalidad Empresarial no es una cosa sólo de empresarios, existen empleados con una fuerte Mentalidad Empresarial, este tipo de personas son gente motivada, con un fuerte sentido de auto realización y por la consecución de objetivos, con los conocimientos y habilidades necesarias para ser eficaces en un determinado entorno y capaces de inventar nuevas formas de hacer para conseguir los objetivos y retos planteados. Todo esto te lo dan los conocimientos adquiridos, la experiencia y la capacidad de auto desarrollo y auto disciplina que tengas.

¿El Empresario nace o se hace?

Por lo tanto, ante la pregunta que todos se hacen, ¿El empresario se hace o nace? Sin lugar a dudas SE HACE.

Ayuda mucho si, como en mi caso, tus padres y familiares directos son empresarios, ya que, desde bien pequeño, todas las habilidades necesarias las vas aprendiendo al seguirlos a ellos como modelo.

En definitiva, se trata de una forma de pensar diferente y, como ahora sabemos que gracias a la Neuroplasticidad del cerebro puedes cambiar tu forma de ser y de pensar, la Mentalidad Empresarial ganadora es una cosa que puedes adquirir con la práctica.

¿Cómo adquirir la Mentalidad Empresarial?

Pero, ¿Cómo puedes cambiar tu forma de pensar? La mejor manera de cambiar tu forma de pensar es mediante la adquisición de nuevos conocimientos (Mediante cursos, libros, vídeos, etc.).

Esos nuevos conocimientos serán la clave para empezar a ver el mundo de otra manera, esos nuevos conocimientos te van a dar la información para verlo todo desde otra perspectiva y te harán ver oportunidades, donde antes solo veías problemas. Es como si esos conocimientos te dieran el mapa del terreno a explorar y una brújula.

La clave es tener un deseo ardiente por conseguir algo, una visión, que puede ser tuya o de otro, después hay que tener el compromiso 100% de conseguir materializar esa visión y la perseverancia para continuar, cuando aparezcan los problemas en el camino.

Concepto de compromiso

Significa prometer u obligarse moral o jurídicamente, al cumplimiento de una obligación, generando responsabilidad para el autor de la promesa. Es similar a una promesa, pero en el compromiso se asume la responsabilidad por los efectos de no cumplirse. En algunos casos es legalmente exigible y en otros, es la credibilidad de la palabra empeñada lo que está en juego.

Lee todo en: Concepto de compromiso – Definición en DeConceptos.com 

Por tanto, ¿qué significa compromiso 100%?

Compromiso 100% significa asumir el cumplimiento de una obligación y responsabilizarse, cueste lo que cueste, en encontrar el camino (Y no digo “en buscar el camino”, cuando busco, una de las posibilidades es que no encuentre, por lo tanto, me comprometo a “encontrar el camino”, aquí no hay brechas, no hay lugar para el fracaso en mi misión) para llevar a cabo esa obligación con la que nos hemos responsabilizado.

Si tu compromiso no es del 100% (no vale un 99,99%), vas a usar ese 0,01% para encontrar la justificación perfecta que explicará por qué habrás fracasado. Será la brecha por la que el barco se te va a hundir.

La Mentalidad Empresarial ganadora es lo que te va guiando para ser cada día mejor y lo que te hace pasar a la acción inmediatamente, a centrarte en resultados a corto y, también, a largo plazo, por este motivo, las personas con una fuerte Mentalidad Empresarial, están muy enfocados en trabajar con metas y objetivos, con el punto de mira en los resultados a largo plazo, pero con el compromiso firme, de hacer lo que haga falta, para que esos resultados se hagan realidad.

Decisiones

La gente con fuerte Mentalidad Empresarial de éxito toma las decisiones de una forma muy ágil y, una vez que han tomado la decisión, son muy lentos y meditan mucho antes de cambiar de idea.

Tomar una decisión implica pagar un precio, pero no tomarla también, es por ello que este tipo de personas toman tan rápido las decisiones, haciéndose responsables de todo, absolutamente todo, lo que les pasa en la vida. Siempre están dispuestos a pagar el precio de sus decisiones asumiendo las responsabilidades.

Resultados

Las personas con fuerte Mentalidad de Empleado “buscan soluciones” a los problemas que se les plantean, les da igual el resultado y el tiempo invertido, igualmente, se encuentre o no una solución, saben que van a cobrar su sueldo a final de mes.

Las personas con una fuerte Mentalidad Empresarial, sean empleados, emprendedores o Empresarios, se centran en “encontrar soluciones” en el menor tiempo posible, están muy centrados en los RESULTADOS.

Metas y objetivos

Las personas con fuerte Mentalidad de Empleado son cortoplacistas, son impacientes, se centran en la recompensa inmediata y le dan igual los resultados a largo plazo, por poner un símil con la agricultura, son recolectores, por este motivo no tienen Metas en sus vidas y mucho menos, objetivos a largo plazo, los que más se acercan tienen, si acaso, vagos deseos en sus cabezas.

Sin embargo, las personas con una fuerte Mentalidad Empresarial, siguiendo con el símil de la agricultura, son agricultores, saben que hay que arar el campo, sembrar las semillas, regar, abonar, quitar las malas hierbas, esperar a que crezcan las plantas y finalmente recoger el fruto de todo ese trabajo, piensan siempre a largo plazo, trabajan con metas bien definidas, específicas y con planes de acción por escrito para conseguir lo que quieren en un plazo exacto determinado.

Conocimientos

El conocimiento es la base del poder, cuantos más conocimientos y más habilidades adquieras, más posibilidades de encontrar soluciones y de crear riqueza vas a tener. Los conocimientos te proporcionan también una visión más amplia y las nuevas habilidades más capacidades resolutivas.

Solo poniendo en práctica los nuevos conocimientos, conseguirás adquirir nuevas habilidades. Las habilidades se consiguen practicando, practicando y practicando, hasta convertir esas tareas en hábitos.

Tener Mentalidad Empresarial implica tener bien claro esto y hacer que te esfuerces cada día en adquirir nuevos conocimientos, ponerlos en práctica inmediatamente y practicar, practicar y practicar hasta convertirlos en nuevas habilidades.

Por lo tanto, para adquirir la Mentalidad Empresarial, dedica más tiempo a leer, a escuchar audiolibros mientras conduces o haces deporte, asiste a cursos, mira vídeos en internet que aporten valor y pon en práctica esos conocimientos inmediatamente.

Como decía Platón:

El que aprende y aprende y no pone en práctica lo aprendido, es como el que ara y ara y no siembra. Platón

Liderazgo

Una de las cosas más importantes a tener en cuenta para adquirir la Mentalidad Empresarial es que para cambiar tu forma de hacer, antes deberás cambiar tu forma de ser, para ello es necesario el liderazgo de uno mismo.

Existen dos tipos de liderazgo, el centrado en la persona y el centrado en la producción, la persona que desea obtener la Mentalidad Empresarial debería estar equilibrada en los dos tipos de liderazgo.

Después, comprender también que, para poder cambiar tu primero, has de tener en cuenta que tienes creencias y hábitos, instaurados desde la niñez, que te impiden conseguir lo que quieres y no lo sabes.

Para poder conseguirlo:

  • Tienes que concienciarte de que esas creencias y hábitos existen.
  • Tendrás que identificar cada uno de ellos, uno a uno, e irlos sustituyendo por otros mejores que te ayuden y que no te limiten.
  • Cuando tu hayas cambiado, tu forma de hacer cambiará y, por consiguiente, tus resultados también.

En definitiva, estamos hablando de:

  • Saber lo que es importante para ti
  • Conocerte a ti mismo
  • Tomar conciencia de la realidad
  • Desarrollar habilidades
  • Elevar el nivel de compromiso
  • Incrementar tu Autoestima
  • Y crecer mediante el aprendizaje

 

Las compras:

Cuando trataba con empresas, en mi anterior época como ingeniero, simplemente al ver como realizaban las compras nuestros clientes y colaboradores, se veía inmediatamente la diferencia entre un tipo de personas y otras.

Las personas con fuerte Mentalidad de Empleado se centran en el precio, siempre buscan el precio más bajo, aprietan a los proveedores para que les apliquen descuentos adicionales, y todas sus transacciones son Tu pierdes – Yo gano.

Sin embargo, las personas con Mentalidad Empresarial, buscan el beneficio mutuo, crear relaciones a largo plazo, sólidas y duraderas, basándose en la fidelidad y en la confianza. Todas sus transacciones son Yo gano – Tu ganas.

Tener buenos proveedores, de confianza y comprometidos por ayudarte es uno de los pilares más importante para el crecimiento sostenido de una empresa.

 

Otras características:

Existen muchas otras características que iremos tratando más adelante en los artículos del blog, a modo de resumen, cabría destacar la constancia, la flexibilidad para adoptar nuevos paradigmas, la mejora continua,  la preocupación por formar a sus empleados para poder delegarles más tareas y aumentar la capacidad productiva de la empresa, fomentar el liderazgo para ayudar a los empleados y a la empresa, la preocupación por generar confianza explicándole muy bien a todo el mundo cual es la misión y la visión de la empresa, el rigor, la capacidad para planificar, la capacidad de análisis, la disciplina, la creatividad, la perseverancia, la innovación, la sistematización y automatización de los procesos, etc.

Algunas de las diferencias entre alguien con Mentalidad de Empleado contra alguien con Mentalidad Empresarial

Teniendo en cuenta los dos extremos (-10 y +10) si colocamos los diferentes perfiles en la siguiente gráfica:

-10       Fuerte Mentalidad de Empleado

-6         Mentalidad de Empleado

-2         Empresario con Mentalidad de Empleado

+2        Empleado con Mentalidad Empresarial

+6        Mentalidad Empresarial

+10      Fuerte Mentalidad Empresarial

 

 

Mentalidad de empleado Mentalidad Empresarial
Busca seguridad Busca libertad
Cambia horas y esfuerzo por dinero Cobra por los resultados que genera
Está deseando que llegue el viernes Le da igual que sea lunes o domingo
Ve la formación como un gasto innecesario Ve la formación como una oportunidad
Ahorra para su futuro Invierte para su futuro
Trabaja para un sistema Tiene un sistema trabajando para él
Sus ingresos provienen 100% de su esfuerzo Invierte en un sistema para no depender de su esfuerzo
Sus ingresos son limitados al tiempo trabajado Cobra por resultados independientemente del tiempo empleado
Teme a los fracasos y a los errores Le gustan los retos
No planifica, su preocupación es cobrar a fin de mes Trabaja con Metas, objetivos y planes por escrito
Busca relaciones Yo gano – Tú pierdes Busca relaciones Yo gano – Tú ganas
Si deja de trabajar no hay ingresos Si deja de trabajar su SISTEMA sigue trabajando para él
Le cuesta mucho delegar Entiende que delegar es el único camino para hacer escalable tu negocio
Cree que su futuro depende del destino Tiene una visión muy clara de su futuro
Actitud negativa y reactiva Actitud positiva y proactiva
Está en la queja, echa la culpa al entorno, se hacen las víctimas Es responsable de todas sus acciones

Contacta con nosotros: